Dolor facial: cómo reconocer una parálisis del nervio trigémino
  
07/10 - Día Mundial de la Neuralgia Trigeminal

La neuralgia de trigémino afecta a las mujeres un poco más a menudo que a los hombres. Cada año ocurren aproximadamente 4-13 casos por cada 100.000 habitantes. Este trastorno afecta con mayor frecuencia a personas mayores de 50 años, sin embargo, puede ocurrir en adultos más jóvenes. La neuróloga Dra. Daniela Sosa, explica como reconocer una posible neuralgia de trigémino, una enfermedad neurológica rara, la causa más común de dolor facial.
El dolor de la neuralgia del trigémino es severo, sin embargo, la afección no es peligrosa, solo es necesario el tratamiento adecuado para su alivio. Para muchos afectados es una sensación punzante o eléctrica, que en muchos casos impide comer o beber. Este dolor del nervio atraviesa la cara en cuestión de segundos, pero a medida que avanza la afección puede durar mucho más tiempo.

«El nervio trigémino o nervio trigeminal, también conocido como quinto par craneal o V par, es un nervio con función mixta, motora y sensitiva, teniendo predominio de función sensitiva», explicó la Dra. Daniela Sosa, (MP 337838 // MN 151795), neuróloga de DIM Centros de Salud.

La Dra. Sosa indicó que este padecimiento controla la musculatura de la masticación y la sensibilidad facial. «Se define como un cuadro de dolor paroxístico, lancinante y de breve duración, generalmente de 5-20 segundos de duración, generalmente unilateral y localizado en el territorio de una o más ramas del nervio trigémino. Los ataques ocurren de manera repetida y periódica. El dolor puede aparecer de forma espontánea o ser desencadenado por estímulos externos sobre determinadas zonas sensibles (puntos gatillos) en el territorio de alguna de las ramas del V par».

La especialista afirmó que la neuralgia del trigémino es el tipo de dolor facial más frecuente y tiene una prevalencia de 4-13 casos por 100.000 habitantes. Afecta en general a pacientes mayores de 50 años y con una frecuencia moderadamente superior en las mujeres, en una proporción de 1,5 a 1.

Asimismo, manifestó que los brotes pueden continuar durante algunas semanas o meses seguidos de un período sin dolor que puede durar un año o más. Aunque el dolor de la neuralgia del trigémino parece desaparecer, siempre vuelve, a menudo con más intensidad.

«El diagnóstico de la NT es fundamentalmente clínico y se basa, sobre todo, en la anamnesis, donde la exacta localización del dolor, los intervalos libres, los puntos sensitivos bucofaciales, desencadenantes al masticar, etc., son orientativos. El examen complementario por excelencia es la resonancia magnética. Ello nos permitirá una selección mejor de los pacientes que serían beneficiarios de la descompresión microvascular», concluyó.
 
Director, Propietario y Periodístico:
Daniel Márquez Braga. RNPI: 5156854
Sgo. del Estero 2957 (B1640HMI)
Martínez, Buenos Aires.
Tel.: 15 6123 4316 | editorial@buenapraxis.com
Seguinos
BUENA PRAXIS. El Periódico de la Salud © Todos los derechos reservados. web design Triliton